Buscando mario


El papá de Pepito decide irse a vivir a los Estados Unidos con toda la familia y Pepito ingresa a una escuela.
La maestra pregunta a Pedrito:
A ver Pedrito, deme un ejemplo de la palabra \"evidentemente\".
Bueno maestra, mi papá, mi mamá, mis hermanos, y yo, fuimos a comer a un restaurant, evidentemente que mi mamá no cocinó ese día.
Muy bien Pedrito, a ver Juanito deme un ejemplo de la palabra \"evidentemente\".
Mi papá, mi mamá, mis hermanos, y yo, nos fuimos a la playa, evidentemente que la casa quedó sola.
Muy bien Juanito.
A ver Pepito, deme un ejemplo de la palabra \"evidentemente\".
Bueno maestra, yo estaba sentado en el corredor de mi casa, y vi pasar a mi abuelita con el diario New York Times Paper, y dije: Evidentemente va a cagar, porque no sabe leer inglés.

Votar

Comentar

Compartir




Había un tipo gritando en la playa como un loco:
- ¡Una ballena, una BALLENA!
Se acercan todos los bañistas corriendo. Después vienen los policías y preguntan:
- ¿Dónde está la ballena?
El hombre responde:
- No, no señor, es que se me han caído dos botellas de cerveza al mar y una VA LLENA.

Votar

Comentar

Compartir














Habia una vez un francés un ingles y un español .El francés le dijo a un portero me das una habitación
Si pero tendrás que compartirla
Vale
sube las escaleras sube las escalera habre la puerta de la habitación y escucha quitate la ropa que te voy a comer y se tira por la ventana .
Viene el ingles y le dice al portero me das una habitación
Si pero tendrás que compartirla
Vale
sube las escaleras sube las escaleras haber la puerta se sienta en la cama y escucha quitate la ropa que te voy a comer y se tira por la ventana .
Vine el español y le dice al portero me das una habitación
Si pero tendrás que compartirla
Vale
sube las escaleras sube las escaleras haber la puerta se sienta en la cama y escucha quitate la ropa que te voy a comer y dice que y haber la puerta del armario y era un mono y tenia un plátano y cantaba quitate la ropa que te voy a comer.

..

Votar

Comentar

Compartir




Dos amigos, Luis y Juan se fueron en un viaje de camping. Luego de una buena comida y una botella de vino se despidieron, se acostaron y se fueron a dormir. Algunas horas más tarde, Luis se despertó y codeó a su fiel amigo:
Juan, mira el cielo y dime qué ves.
Juan contestó:
Veo millones y millones de estrellas.
Y eso, ¿Qué te dice?
Juan pensó por un minuto y dijo:
Astronómicamente, me dice que hay millones de galaxias y potencialmente billones de planetas, astrológicamente, veo que saturno está en leo, cronológicamente, deduzco que son aproximadamente las tres y diez; Teológicamente, puedo ver que Dios es todopoderoso y que somos pequeños e insignificantes y, meteorológicamente, sospecho que tendremos un hermoso día mañana.
¿Y a ti qué te dice?
Juan calló por un minuto y luego dijo:
Eres un tonto, ¡Alguien nos robó la tienda!

Votar

Comentar

Compartir