Poesías













Una flor lleve a tu casa
la dejaste marchitar
tu que crees que yo no pienso
que me dejaste de amar

cuantas veces te dije
que mi amor por ti es cinsero
pero a ti ya no te importa
como
esa
flor me muero

porfa demen un like.

Votar

Comentar

Compartir


El otro dia me encontré a una elfa y el numero le pedí, pero en el camino de vuelta a casa como un tonto lo perdí. Al dia siguiente volví al mismo bar pero lo sorprendente es que ya tuviese a otro pretendiente. Como me puse triste me empece a gansear con mi amiga Manuela hasta morir en paz.

Like si te gustó y si no es así comeme la verga.

Votar

Comentar

Compartir


Unos dicen que el mundo sucubira en el Hielo otros que en el Fuego por lo que podido comprobar estoy con los que apuestan por el Fuego pero si existieran dos oportunidades estoy segura que el Hielo es lo suficientemente poderoso como para también lograrlo.

Votar

Comentar

Compartir


Veo tus ojos en el recreo y pienso en si me conoces o no y la duda se apodera de mi hasta el timbrazo que me libera del yugo agotador que representa tu mirar, pero llega el timbrazo de salida al que huyo asta que tu me ayas me toca la retirada en tu compañía.

Votar

Comentar

Compartir


Quizás te diga un día, que dejé
de quererte, aunque siga
queriéndote más allá de la
muerte ;y acaso no comprendas
en esta despedida, que, aunque
el amor nos une,
nos separa la vida.
Quizás te diga un día que se
me fue el amor,
y cerraré los ojos para amarte
mejor, porque el amor nos
ciega, pero vivos o muertos,
nuestros ojos cerrados, ven
mejor que estando abiertos.
Quizás te diga un día, que
dejé de quererte, aunque siga
queriéndote más allá de la
muerte; y acaso no
comprendas en esa
despedida, que nos
quedamos juntos
para toda la vida.
Dame un corazón si te gusto...; )

Votar

Comentar

Compartir







En un puerto del caribe
El arrecife marino nos acompaña
Nuestras almas envejecen
Su fragilidad es notoria.
Me escondo detrás de los faroles
En un lugar donde las estrellas azules
Dejan de alumbrar
Inmensa galaxia
Por donde comenzar.

Las distancias se alejan
Perpendicular y sonora
De tu rostro mujer hermosa
Salen parpados brillantes
Escondidos entre las sombras,

Votar

Comentar

Compartir








En el vasto bosque perpetuo
Tus ojos azules como el brillante cielo
Aromas de sándalo lo cubren.
De su luz una ráfaga de viento
Hace serpentea el rio sus manantiales
Como fino lienzo tras el tiempo
Presente e inmutable
No conoce ser viejo,
Pues su alma ha trascendido por lugares
Lejos del mundano cuchicheo
El silencio es todo
Encarnado en las raíces
Del entramado COSMO.

El esqueleto me sostiene
Sus largos huesos se mueven
Como grandes palancas movidas
Por un alma que no se inmuta
Fresca y sutil
Solo respira su largo aliento inmortal.

Votar

Comentar

Compartir